La batalla contra el hambre no se puede detener

Día Nacional del Campesino
31 julio, 2018
Directiva Nacional de la Voz del Campo con Jaime Flores representante del IICA en Chile
Voz del Campo valora aporte de la mujer rural y reconoce su situación de vulnerabilidad
11 agosto, 2018
Ver todo

La batalla contra el hambre no se puede detener

Patricia Molina con dirigentes campesinos de Brasil Alberto Broch y Luiz Facco

Patricia Molina con dirigentes campesinos de Brasil Alberto Broch y Luiz Facco

La confederación nacional de la Agricultura Familiar Campesina “La Voz del Campo” a través de sus máximos conductores, reiteró hoy en Santiago, su más resuelto apoyo a las estrategias de la FAO para que siga siendo el motor más importante en la coordinación de la batalla contra el hambre a nivel mundial.

Estas opiniones fueron formuladas por los dirigentes Patricia Molina, Domingo Valenzuela y Luis Torrejón, tras conocer el último informe de José Graziano, director mundial de la FAO, donde advirtió “que la estrategia de aumentar la producción a cualquier precio no ha sido suficiente para erradicar el hambre, no ha  logrado evitar la epidemia global de obesidad y sobrepeso, y ha tenido un enorme coste medioambiental debido al uso intensivo de químicos y recursos naturales”.

“El suelo, los bosques, el agua, la calidad del aire y la biodiversidad continúan deteriorándose. Debemos promover un cambio transformador en la forma en que producimos y consumimos alimentos. Tenemos que proponer sistemas alimentarios sostenibles que ofrezcan alimentos saludables y nutritivos, y también preservar el medio ambiente”, agregó el director de la FAO.

Al respecto los dirigentes de la “Voz del Campo”, señalaron la importancia de no abandonar esta batalla, hay que derrotar el hambre por eso que demandamos al Estado profundizar y extender las inversiones en la Agricultura Familiar para adaptar a nuestro sector ante los impactos de las transformaciones climáticas.

Nosotros en Chile – dijo Patricia Molina– debemos duplicar todas nuestras políticas para producir alimentos saludables que nos permitan derrotar la obesidad que se ha instalado en nuestro país con la comida chatarra.

Los estudios de la FAO dijo Graziano da Silva “señalaban el 2017, casi 2.000 millones de adultos sufrían sobrepeso en el mundo, de los cuales unos 700 millones son obesos. “El consumo excesivo de alimentos procesados ricos en sal y azúcares es el principal factor tras el aumento de la obesidad. Los países deben hacer frente a esta situación estimulando dietas saludables a través de políticas públicas que permitan que los consumidores conozcan de los beneficios y perjuicios de los que están comiendo”.

Desde la Voz del Campo, levantamos nuestra opinión para exigir al Estado la asignación de mayores recursos a nuestro sector, por ser la fuerza más relevante para producir el alimento que requieren los chilenos y simultáneamente generar más empleos como sello estratégico orientado a vencer el hambre y la pobreza, subrayo Patricia Molina.